2 enero, 2017 \

Comparte este artículo en tus redes sociales:


thumbnail

I

Autoridades de localidades fronterizas de Brasil advirtieron el pasado mes de octubre que el número de migrantes venezolanos en condición de refugiados y en situación de mendicidad se acrecentaría exponencialmente y causaría un “colapso” en el gigante suramericano.

Por tal motivo, solicitaron fortalecer el control migratorio y establecer un estado de emergencia contra la masiva llegada de venezolanos.

Crisis de salud

Un trabajo especial realizado por el diario estadounidense The Washington Post refleja la crisis por la cual atraviesan los centros de salud de las zonas fronterizas de Brasil, tras la escandalosa llegada de venezolanos enfermos que requieren atención médica que no pueden recibir en su país.

El reportaje detalla que los venezolanos, “desesperados” por la carencia de insumos en los hospitales de la nación tricolor, acuden al país vecino para ser tratados, lo cual ha generado el colapso de las salas de emergencia.

“La demanda está creciendo más rápido de lo que puedo manejar. Cada mes el número de pacientes crece exponencialmente. ¿Cómo puedo planificar eso?”, expresó al medio Marcilene Moura, directora de un hospital brasileño en la localidad de Roraima, quien además preguntó cómo sobrevivirá sin suministros la institución a mitad de año.

Cadáveres a la deriva

El Hospital General de Roraima enfrenta una crisis aún más trágica: No puede soportar la cantidad masiva de cadáveres de los venezolanos que no sobreviven a la atención médica, cada vez más menguada por la escasez de insumos para tratamiento a causa de la sobrepoblación hospitalaria.

Estos cuerpos son trasladados a una estación de policía que, por los reclusos que deben recibir por su competencia en materia de seguridad, son apilados hasta dos cuerpos en un cajón. Ahí permanecen hasta tres meses o hasta que se culmine su identificación.

“La morgue superpoblada es solo un ejemplo de cómo una oleada de inmigración sin precedentes de Venezuela está forzando el sistema de salud de Brasil”, relata el trabajo especial del diario norteamericano, en su versión en inglés.

Venezolanos más enfermizos

Moura señaló que los ciudadanos provenientes de Venezuela se enferman de mayor gravedad que los brasileños, al punto de que son hospitalizados en cantidades tres veces más grandes que sus vecinos del país carioca.

Asimismo, las familias de los enfermos suelen habitar los espacios de los hospitales. Comen lo que pueden regalarles los parientes de otros internados y dependen de los servicios de las instituciones para el aseo personal.

Sin embargo, es indescifrable el futuro del sistema de salud en Brasil, a pesar de que el Ministerio de Salud del país carioca ha propuesto la creación de un centro fronterizo que atienda a la población migrante

“Pronto estaremos tratando con un campo de refugiados”, dijo Iván Soriano Andrade, secretario de salud adjunto del Hospital General de Roraima. “Tenemos una bomba de tiempo en nuestras manos”.

Imagen destacada: The Washinton Post