14 Diciembre, 2016 \

Comparte este artículo en tus redes sociales:


thumbnail

P

Con el encargo de Maduro de meterse como sea en la reunión de Mercosur y “formar un p…”, la canciller venezolana, Delcy Rodríguez arribó la madrugada de este miércoles al Aeropuerto de Ezeiza, Buenos Aires, Argentina, para participar, sin ser invitada, en el encuentro de cancilleres de Mercosur, con toda la intención de montar uno de sus clásicos shows e insultar a los participantes, esto con el objeto de darle el gusto a su jefe con el cumplimiento de la “delicada misión” diplomática.

En la fotografía se observa el momento en que la Canciller socialista de la arruinada República Bolivariana de Venezuela, desciende del avión sosteniendo con firmeza su costoso bolsa de piel Epi, Estilo Neverfull, de la firma francesa Louis Vuitton, cuyo costo es de € 1.460 (unos 5.181.773.6 de Bs.), para dirigirse a la reunión del Mercado Común del Sur (Mercosur), donde le hicieron el fo a la indeseable visita, optando los cancilleres por abandonar la sala donde se llevaría a cabo el encuentro, para después reunirse, a puerta cerrada, en una oficina particular, evitando -además de perder el tiempo-, que la Rodríguez cumpliera su amenaza de montar un escándalo, lo que los argentinos llaman un “quilombo.”

Por cierto, la cartera, ¿la habrá pagado con billetes de cien bolívares?

Foto @EmbaVen_Arg

fotoprimera2 fotoprimera3