18 Marzo, 2017 \

Comparte este artículo en tus redes sociales:


thumbnail

P

Humberto Prado, director del Observatorio Venezolano de Prisiones, anunció que llevará hasta la Corte Interamericana de Derechos Humanos el hallazgo de al menos una fosa con osamentas en la Penitenciaria General de Venezuela, ubicada en San Juan de Los Morros. Prado recordó que desde 2009, por un caso en específico, denunció tal situación y que el gobierno no hizo nada.

El caso sobre el hallazgo de al menos oficialmente 14 cadáveres en una fosa de la Penitenciaría General de Venezuela (PGV) de San Juan de Los Morros, será llevado a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) por el director del Observatorio Venezolano de Prisiones, Humberto Prado Sifontes, quien afirma para Zeta que esto no le generó sorpresa, porque desde 2009 por la desaparición de un recluso, presumía que algo así sucedía ante los ojos de un Ministerio Penitenciario que está “raspado” por su incompetencia.

– Últimamente hemos visto que la situación penitenciaria está en el tapete de la información pero por cosas negativas. Vamos a comenzar por lo último. La situación de los 14 cadáveres detectados hasta ahora en la Penitenciaría General de Venezuela. ¿Qué está ocurriendo ahí? ¿Qué información maneja?

-Nosotros hemos manejado esa información desde hace mucho tiempo, y no es que esa información nos la “tragamos”, pues mucho antes habíamos denunciado posibles fosas en ese establecimiento carcelario. Formalizamos un caso allí en septiembre 2009 y los organismos del Estado no nos dieron ni oportuna ni adecuada respuesta. Por ello, fuimos al ámbito internacional, en concreto a la CIDH y solicitamos medidas provisionales y el CIDH inmediatamente requirió al Estado venezolano para que buscara al señor Francisco Guerrero Lares, cuya desaparición conocimos por denuncia de sus familiares.

– ¿Quién es Francisco Guerrero?

-Es un recluso que está desaparecido. Entonces nosotros con las medidas, fuimos a un Tribunal de San Juan de los Morros e interpusimos un hábeas corpus. El Tribunal decide que tienen que buscar el paradero de Francisco Guerrero Lares en la Penitenciaría General de Venezuela, pero el Estado hace caso omiso a lo ordenado por el Tribunal. Entonces después de esto nosotros enviamos esta información a la CIDH y emite un pronunciamiento donde levanta las medidas provisionales, pero dice que deplora la conducta del Estado venezolano en no buscar el paradero de Francisco Guerrero Lares. Nosotros con todo esto que hemos documentado, fuimos al sistema universal que es el Comité Contra la Tortura de la ONU y el comité decide (15 de mayo 2015) que el Estado venezolano es el responsable de la desaparición forzada de Francisco Dionel Guerrero Lares. Total que hasta ahora no hemos tenido ni oportuna y adecuada respuesta.

-Nosotros nos emocionamos cuando salió la respuesta del Comité Contra la Tortura, pues eso es una convención que está firmada y no se puede pasar por alto. Sabíamos que en la PGV estaba enterrado Guerrero Lares, porque sus propios compañeros le dijeron a sus familiares que estaba ahí enterrado y desde esa fecha comenzamos a darle y a darle. Después, el 9 de este mes, sale la ministro (Iris Varela) diciendo “encontramos a 3” y de verdad que a nosotros no nos sorprende pues se lo estábamos diciendo desde 2009.

-Lo que sí te puedo decir- prosigue Prado- es que a mí me da mucha tristeza que no hayan tomado en cuenta la denuncia que hicimos, porque muchas personas no estuvieran ahora enterradas allí.

Un revelador croquis

En las investigaciones que se han desarrollado en días pasados el Ministerio Público habló de 14 osamentas encontradas en la PGV y Prado fija posición al respecto.

-Sí, dicen que descubrieron en una fosa 14 cadáveres, y a mí no me consta que esa cifra oficial que dicen, sea la verdadera. Y es que lamentablemente al Estado no se le puede creer porque miente demasiado… Nosotros ante esta situación pedimos a los familiares si podían hablar con alguna de las personas que habían estado presas con Guerrero en la PGV para que nos hicieran un croquis y fue el que presentamos a los medios de comunicación, donde estaría el cadáver de Guerrero Lares y que no es el sitio donde encontraron a estos cadáveres ahora.

-Eso apunta -continúa- que hay más persona enterradas en la PGV y que puede haber más de una fosa. Ese es un penal que más o menos desde 2008 el Estado no tiene el control, sino que lo tienen un grupo armado y ese grupo armado tiene un código que el que se come la luz, se muere, eso es más o menos como el dicho que si usted falta a alguno de los códigos de ese grupo, eres hombre muerto.

Hacinamiento

-Eso tenía una población de más o menos unos 2 mil, pero como estaba pegado al internado judicial, la cifra se elevaba a más o menos unos 4 mil. Pienso que se deben tomar medidas y que eso quede única y exclusivamente con responsabilidad del Ministerio Publico (MP) para que este organismo designe una comisión, para que el penal no sea abierto (está en remodelación) hasta que se realice una inspección total y que los familiares que no le hayan aparecido sus hijos, formulen sus denuncias.

-El Estado es el responsable de resguardar la vida de esas personas y ni siquiera entregan los restos a sus familiares para darle cristiana sepultura, lo cual pone a Venezuela a nivel del sistema universal de los Derechos Humanos, como el primer país en el mundo donde se localiza una fosa de la muerte dentro de un penal y esto no es que te lo diga yo, yo lo que te estoy diciendo es como portavoz de un caso que hemos documentado y que sabemos qué está enterrado ahí.

-¿Qué ocurre en las cárceles venezolanas? ¿En Tocuyito, una agencia fraudulenta de Banesco? ¿El pran Wilmito paseando en Margarita? ¿Qué pasa?

-Bueno en otro país con todo lo que ha pasado, por lo menos la ministra Iris Varela debería estar respondiendo esas preguntas ante las autoridades. Tú ves el acta del pran Wilmito de cuando se le otorga la medida y ves que aparece con fecha del 28 de diciembre, y el 28 de diciembre fue cuando se aprobó el Código Orgánico Penitenciario, que es el Código que tiene la ministra para que ella pueda dictar esas medidas de confianza. Es más, ese mismo día fue cuando se nombraron a los Jueces y los “magistrados express”. Y la Ley, el Código Orgánico Penitenciario, no es para que tú salgas de la cárcel, es para que tú salgas del área de reclusión dentro de la cárcel, Usted sigue ahí detenido. Entonces cuando fallan todas esas cosas y ves que el mismo día que aprueban el código le otorgan la medida a ese sujeto, asumes que ahí hay algo raro y en el caso de lo que pasó en Tocuyito (presunto banco en la cárcel) donde le toman fotografías e inclusive graban hasta unas voces y localizan un sitio donde se hacían depósitos y traslado de dinero, Ud. simplemente tiene que decir que aquí no es que está pasando algo, sino que aquí ya está pasando algo desde hace mucho tiempo y quien se haga la vista gorda en eso debe ser investigado.

– ¿Esta situación también la piensas ventilar en el plano internacional?

-Es correcto. La próxima semana viajo a la CIDH porque es el período de audiencias y tengo reuniones con el relator de personas detenidas en las Américas, James Cavallaro, donde pondré en conocimiento de la situación de las fosas y de la situación en general de como el Estado ha mostrado una película que es una falsedad y que la verdadera realidad se demuestra con esto que está sucediendo, porque lo que están encontrando ahí no son espinas de pescado.

– ¿Cuál es la realidad con respecto al sistema penitenciario de Venezuela?

-Te respondo de la siguiente manera con respecto a la ministra. ¿Ha resuelto el problema del retardo procesal? ¡No! ¿Ha resuelto el problema del hacinamiento? ¡No! ¿Ha resuelto el problema de la violencia? ¡No!  ¿Ha resuelto el problema de la salud? ¡No! ¿Ha resuelto el problema de un personal capacitado con credenciales académicas universitarias para trabajar en las cárceles? ¡No! ¿Ha resuelto el problema de la corrupción? ¡No! ¿Ha resuelto el problema del tráfico de armas dentro de las cárceles? ¡No! Ahí te das cuenta que ella está raspada y si agarro la Constitución, que te dice por lo menos que las cárceles se regirán por una administración descentralizada a cargo de los gobiernos regionales o municipales, pregunto: ¿Ha descentralizado siquiera una cárcel? ¡No! Entonces ante la omisión de parte suya de no acatar esto, la ministra Iris Varela está raspada.

-Hay dos cosas que quiero decir para culminar. Yo simplemente quiero llamar la atención al Defensor del Pueblo porque él tiene que tener una actitud en este caso donde debería estar allá en la PGV y no enviar a un defensor delegado. Y, segundo, un llamado a la Fiscal General de la República,  para que este caso no quede por debajo de la mesa, pues estamos frente a una situación donde el Estado entregó las cárceles a un grupo criminal y esas responsabilidades tienen que ponerse a la orden de la justicia.

– ¿Ese grupo criminal está conformado por quién?

-Se le entregan las cárceles a los pranes que son los que cuando secuestran militares piden a cambio que le pasen motos; cuando secuestran funcionarios piden le lleven 3 mil presos y el Estado simplemente va y se los lleva. Las cárceles no pueden seguir siendo universidades del delito. Es que realmente es una universidad del delito donde el bueno sale malo y donde el malo sale peor.